«Mario vs. Donkey Kong – Megalío en Minilandia» – Megadiversión en minidosis

Mario vs. Donkey Kong: ¡Megalío en Minilandia!

Mario vs. Donkey Kong – Megalío en Minilandia
2010
Nintendo DS
Nintendo

(Artículo publicado anteriormente el 9 de marzo de 2011 en el blog de Mondo Píxel.)

A pesar de su extraordinariamente sencillo nivel de dificultad, que convierte en un paseo al par de centenares de niveles (120 de ellos desbloqueables al acabar el juego) de esta cuarta entrega de Mario vs. Donkey Kong, hay algo de urgente y de frenético en su concepto. Aunque siempre se ha comparado el comportamiento de los robóticos minis con el de los Lemmings, en las anteriores entregas el jugador siempre tenía el control de los doppelgängers del fontanero. Podía detenerlos, ponerlos en marcha, solucionar los puzles y hacer que continuaran su camino cuando los problemas estuvieran solventados. En esta ocasión, sin embargo, el jugador solo puede manipular el escenario: colocar cintas transportadoras, pasarelas, muros y todo tipo de modificadores del entorno, pero una vez que pone a los minis en marcha tiene que olvidarse de ellos. Por eso, en esta ocasión sí que procede la comparación con los demenciales Lemmings: estos minis no van a detenerse por mucho que el jugador les golpee en el bigote con el stylus.

Por desgracia, los desafíos son de parvulario, y aunque el talento de Nintendo para el diseño de niveles de acción y puzle en 2D sigue tan fresco como siempre, el jugador experimentado en la saga echará de menos algún desafío un poco más consistente que un mero quitar puentes de un abismo para ponerlos en otro. El editor de niveles, eso sí, apabulla por su acabado casi profesional: quizás la comunidad de fans pueda proporcionarnos algo de la perversidad conceptual que se echa de menos en esta, por lo demás, estupenda prolongación de la justamente adorada saga de Nintendo DS.

1 opinión en “«Mario vs. Donkey Kong – Megalío en Minilandia» – Megadiversión en minidosis”

Responder a dexve Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.